Así como la forma de vestir habla de nuestra personalidad, pertenencia social, estatus económico y hasta afinidades ideológicas, el peinado es un elemento más con el que nos identificamos y hacemos partícipes de un grupo en específico o un gremio, pues la cabellera es, sin duda, uno de los aspectos más destacados de la imagen personal.

Solicita una consulta para diagnóstico ¡Gratuito!

No obstante, los estilos no son siempre los mismos y, a lo largo del tiempo, van teniendo grandes cambios, mismos que responden a movimientos sociales y culturales, modas y personalidades influyentes en determinadas épocas.

Para demostrarlo, aquí te presentamos un video realizado por el antropólogo Chris Chan, en donde podemos apreciar los diez peinados masculinos más representativos en cada una de las décadas del siglo XX y la primera del XXI, mismos que se complementan con estilos de barba y bigote distintos.

Como habrás podido notar, las variaciones de estilo son bastante significativas en algunos casos y en otras resultan un poco menos disruptivas con la anterior, aunque de cualquier manera se presentan cambios significativos. A continuación, te hablamos un poco de cada look:

Solicita una consulta para diagnóstico ¡Gratuito!

  • 1910 — Bigote de manillar y peinado corto de raya al lado: con el auge de la urbanización en los primeros años de 1900, destaca un estilo elegante en el que los hombres habitualmente vestían de traje y mantenían una apariencia pulcra y ordenada en su cabello y vello facial.
  • 1920 — Cabello corto con raya en medio sin bigote: si bien los cambios no fueron demasiado grandes en cuanto al tamaño del cabello y la forma de llevarlo muy relamido, muchos hombres prefirieron no llevar vello facial y mantener una imagen limpia de la cara.
  • 1930 — Cabello corto ondulado con bigote fino: durante esta década, uno de los actores de mayor renombre y que impuso moda fue Clark Gable –protagonista de famosos filmes como “Lo que el viento se llevó”— quien nunca abandonó este look.
  • 1940 — Undercut: se trata de un peinado de orden militar que durante esta época fue muy popular en Estados Unidos. Era el mismo que llevaba bajo la gorra George Mendosa, el marinero que sale dando un beso a una enfermera en una mítica fotografía de la época
  • 1950 — Rockabilly: con el surgimiento del rock y su encarnación en la figura de Elvis Presley, este peinado fue tendencia durante toda la década.
  • 1960 — Hippie: la cultura hippie de la posguerra se vio reflejada en la imagen masculina pasando de tener un cabello ordenado y corto de estilo militar, a llevar una melena y vello facial largos, esto como modo de protesta ante los movimientos armados de entonces.
  • 1970 — Melena y barba larga: al igual que en la década pasada, fue un momento de gran agitación social y ruptura con los paradigmas culturales establecidos, caracterizada por la gran participación de los jóvenes en su papel como ciudadanos y sus posturas políticas, por lo que la larga cabellera siguió manteniéndose como símbolo de resistencia.
  • 1980 — Cabello hacia atrás: aunque en los 80’s nos encontramos con varios cortes y peinados muy distintos, en el video podemos ver el arquetipo de la estética predominante en Wall Street; un look elegante, aunque fresco y sofisticado.
  • 1990 — Grunge: sin duda, uno de los movimientos de la música rock más representativos tenía que encontrarse también en el campo de la imagen personal, donde podemos apreciar un estilo más casual y desordenado a lo Kurt Cobain.
  • 2000 — Fade: este corte estilizado y totalmente estructurado para dar gran volumen en la parte frontal, represente el auge de la metrosexualidad masculina, como sucede con diversos galanes de la farándula e incluso deportistas, como David Beckham.
  • 2010 — Top knot: se trata de un peinado muy actual e inserto dentro de la cultura hípster que, en sí, permite a los hombres llevar una melena recogida para darle cierto orden, no si bien denota una imagen despreocupada.

Sea cual sea tu estilo preferido, estar calvo jamás estará de moda, por lo que cuidar tu cabello y retrasar su caída es muy importante para seguir luciendo atractivo, joven y varonil aún con el paso de los años.

Si sufres de alopecia o careces de vello facial y quieres cambiar tu imagen, acércate a nosotros y conoce nuestros tratamientos de injerto capilar y servicio de clase mundial.

Solicita una consulta para diagnóstico ¡Gratuito!